RSS
Facebook
Twitter

22/2/11

"Pucuna" y los Tzántzicos.

"Como llegando a los restos de un gran naufragio, llegamos a esto. Llegamos y vimos que, por el contrario, el barco recién se estaba construyendo y que la escoria que existía se debía tan solo a una falta de conciencia de los constructores. Llegamos y empezamos a pensar las razones por las que la Poesía se había desbandado, ya en femeninas divagaciones alrededor del amor, (que terminaban en pálidos barquitos de papel) ya en pilas de palabras insustanciales para llenar un suplemento dominical, ya en 'obritas' para obtener la sonrisa y el cocktail” del Presidente"


Los Tzántzicos de los años 60, reunidos en la casa de Guayasamín.


El 27 de agosto de 1962, Marco Muñoz, Alfonso Murriagui, Simón Corral, Teodoro Murillo, Euler Granda y Ulises Estrella, firman el Primer Manifiesto Tzántzico. 

Surgen con la idea de transformar ese mundo al que rechazan, con ideas políticas claras y la decisión firme de llegar en forma masiva a los olvidados y marginados. Lectores fervientes de Jean - Paul Sartre, Existencialistas, hombres, artistas que se jugaban el pellejo por ideales...

"los Tzántzicos aparecieron cuando en el Ecuador se había pasado de la literatura de la miseria a la miseria de la literatura y por eso su primera reacción fue la denuncia a los literatos y a la literatura, denuncia que, por supuesto, llevaba ya implícita la severa acusación social que luego formularían de manera directa." 
Agustín Cueva

Utilizan la radio, leen sus poemas y escritos, organizan mesas redondas, encuentros y debates en los que se analiza la situación social del país, del arte y la poesía, etc. 

En septiembre de 1962 organizan el debate sobre La Función de la Poesía y Responsabilidad del Poeta”, en la que el expositor fue Jorge Enrique Adoum y la discusión estuvo a cargo de Sergio Román, Manuel Zabala Ruiz, Ulises Estrella y Marco Muñoz.

“El intelectual no puede eludir una respuesta sobre la política nacional y mundial, tiene que hacer efectiva su actitud de integración popular, aún a costa de su tiempo, su tranquilidad, su vida. La condición de un escritor o artista tiene que evidenciarse en su capacidad de lucha contra el orden imperante”.

El "Café 77" en el centro de Quito (Chile y Benalcázar) era el punto de encuentro en el que se reunían para recitales, coloquios sobre arte y política; era el "cuartel general", tenía un cuartito aparte en el que se podían hacer reuniones secretas, un lugar ideal para los Tzántzicos.

"Las revistas que canalizaron las ideas y estéticas del movimiento fueron: Pucuna - de la que salieron un total de 9 números, de octubre del 62 a febrero del 68-" Indoamérica, y La bufanda del sol.

“Pucuna” es el nombre de la cerbatana que utilizan los pueblos amazónicos para lanzar dardos envenenados.


En  el  “Editorial”  del  primer  número  de Pucuna (octubre 1962) se sintetiza lo que será el proyecto político e intelectual: 

“Nuestro planteamiento es de  ruptura porque creemos que solamente mediante ella se puede apartar y sepultar a la blanda literatura y al arte artificioso; dejando y dando paso robusto a la auténtica expresión poética que busca recuperar este mundo mostrándolo tal como es: desnudo, trágico y a la vez alegre y esperanzado”. 




Hoy, 42 años después (1962-1968) de la última publicación de "Pucuna", se realiza una edición facsimilar con la recopilación de los 9 números de la revista.

“La presente edición facsimilar de la colección completa de la Revista, luego de 42 años de publicado su último número, no significa un rescate `arqueológico´, sino más bien un acto de justicia de la memoria histórica, pues posibilitará, al fin, el conocimiento directo, más allá de los prejuicios y mitologías, de una obra constantemente negada por la cultura oficial”.

Esta edición de la Revista Pucuna se presentará en la Sala Alfredo Pareja de la "Casa de la Cultura Ecuatoriana", hoy martes 22 de febrero, a las 19h00. Ha sido financiada por la Secretaría Técnica del Consejo Nacional de Cultura y editada por `Tallpa’, bajo el cuidado del poeta Raúl Arias, integrante del movimiento Tzántzico.


0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

  • Blogroll

  • About